Lo que significa Jason Witten para los aficionados de los Dallas Cowboys no se puede medir únicamente en números. Witten, dueño de muchos récords en la franquicia y en la NFL, es uno de los jugadores más importantes para la afición vaquera a pesar de haber jugado en una de las eras más complicadas para la franquicia.

En 25 años, el equipo de los Cowboys no ha llegado a una final de conferencia. Durante esos años, algunos jugadores han pasado por el equipo cuyo talento se ha desperdiciado. Jugadores que han logrado tener carreras dignas del Salón de la Fama pero que siempre les faltará un anillo.

Y por más doloroso que sea ver a este equipo quedarse corto año tras año, estos jugadores lo hacen más sencillo para nosotros los aficionados. Ese es el caso cuando hablamos de Witten, quien cumplirá 39 años de edad en mayo y que ha decidido retirarse de la NFL.

No es la primera vez que Witten toma esta decisión. Lo hizo en 2018 antes de regresar para jugar dos años más, incluyendo una breve aventura con los Las Vegas Raiders. Aunque en ese último par de temporadas no fue el mismo jugador que antes, encaja perfectamente con el tema que ha caracterizado la carrera del #82 con los Dallas Cowboys.

Dedicación, actitud, liderazgo, trabajo duro. O bien, como Jason Witten lo dijo en la rueda de prensa de su primer retiro en 2018:

“Otros jugadores pueden haber sido más talentosos. Pero les puedo asegurar… nadie iba a trabajar más duro que yo.”

Muchos recordarán a Jason Witten como un jugador confiable en tercer down, como las manos más seguras del equipo, y como un jugador con una química increíble con su quarterback Tony Romo. Pero más allá que esas habilidades físicas, están las habilidades intangibles.

Específicamente, su durabilidad y disponibilidad. Witten se retirará con un juego perdido en 17 años. Uno… y eso fue después de sufrir una fractura en la quijada. Se retirará como el ala cerrada con más juegos jugados en la historia de la NFL (271).

Jason Witten no soló será recordado por sus esfuerzos dentro de la cancha, sino por su presencia en los vestidores. Su liderazgo y actitud deportiva fueron el resultado de siete premios “Bob Lilly.” Lilly, quien es conocido como Mr. Cowboy, le dijo a Jason Witten que era él y no el mismo Lilly el verdadero Mr. Cowboy.

Pero mientras Jason Witten se prepara para firmar un contrato de un día con los Cowboys para retirarse con la franquicia en la que jugó casi toda su carrera, me encuentro recordando otra frase de su rueda de prensa.

“A todos los aficionados de los Dallas Cowboys, por 15 años intenté representarlos de la manera correcta. Traerles alegría, y ganarles un campeonato. Y aunque me voy el día de hoy quedándome corto de esa marca, espero que a lo largo del camino los enorgullecí de ser aficionados a los Dallas Cowboys.”

Y es fácil llegar a una sencilla conclusión mientras recordamos a Jason Witten volviendo tras una semana de descanso después de romperse la quijada, corriendo sin casco después de recibir un fuerte golpe contra Eagles, o constantemente desmarcándose en tercer down corriendo la jugada que él mismo popularizó “Y-option.”

Quizás más que cualquier jugador en los pasados 25 años, Jason Witten nos enorgulleció a todos, una y otra vez de ser aficionados de los Dallas Cowboys.

Imagen destacada vía Geoff Burke-USA TODAY Sports

https://atozsportsdallas.com/cowboys-en-espanol-en-una-era-oscura-jason-witten-nos-enorgullecio/
Facebook Comments